El Departamento de Estado de Estados Unidos recogió en su informe de derechos humanos que políticos de oposición y periodistas críticos alegaron que el Gobierno dominicano monitoreó llamadas telefónicas no autorizadas, así como correos electrónicos para inferir en la vida privada de individuos y familias.

Sin embargo, el Gobierno lo negó, de acuerdo con el informe publicado este miércoles por el Departamento de Estado.

Asimismo, indica que los partidos políticos de oposición alegaron que los funcionarios del Gobierno a veces amenazaron a sus subordinados con la pérdida de empleo y otros beneficios para obligarlos a apoyar a los candidatos del Partido de la Liberación Dominicana (PLD).

Entre los problemas importantes de derechos humanos se incluyen informes de asesinatos ilegales o arbitrarios por parte de las fuerzas de seguridad del Gobierno; tortura por parte de la policía y otros agentes del gobierno, detención arbitraria, condiciones penitenciarias severas y potencialmente mortales, interferencia arbitraria con la privacidad, graves problemas con la independencia del poder judicial, difamación criminal para periodistas individuales, grave corrupción gubernamental y violencia policial contra personas lesbianas, gays, bisexuales, transgénero e intersexuales (LGBTI).

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here